El costo de usar el auto

El costo de usar el auto

Usar el auto es caro; no solo desde el punto de vista de quien lo conduce, sino más bien desde una perspectiva social, económica, ambiental. Reducir el uso del auto es posible, siempre y cuando el gobierno realice un cobro justo en el precio de la gasolina; ponga una tarifa de estacionamiento en las calles; construya redes eficientes y suficientes de transporte público masivo integrado y estructurado; cree condiciones para la movilidad en bicicleta y construya aceras seguras y amplias para los peatones.

No avanzar en la reducción del uso del auto incrementará los costos de todo tipo que actualmente todos pagamos, sobre todo si se tiene en cuenta que al 2030 en México el parque vehicular privado alcanzará 70 millones, cuando en el 2011 alcanzó 26.4 millones de unidades.

De acuerdo con la Asociación Mexicana de Distribuidores de Automotores (Amda), el parque vehicular del País ha aumentado 43% en 6 años al pasar de 18.4 millones de unidades en 2005 a 26.4 millones en 2011.

El Centro de Transporte Sustentable Embarq México (Cts) ha calculado que el parque vehicular privado alcanzará las 70 millones de unidades en 2030. Si bien se pensaba que el crecimiento del parque automotor estaría limitado a quienes pudieran adquirirlo, la realidad es que también los sectores de bajos ingresos están contribuyendo en la expansión de vehículos. En la pasada década el número de autos en el país creció, principalmente entre la población de menos ingresos, pues “uno de cada cinco hogares en pobreza alimentaria tiene un auto, aunque sea viejo”; la cifra pasó de 116 mil a 554 mil (José Merino, 2012).

El parque vehicular por sí mismo puede no revelar la magnitud de los problemas que ocasiona, sino su uso. Justamente en este aspecto, el Instituto de Políticas para el Transporte y el Desarrollo (ITDP) revela que los recorridos en auto particular en la metrópoli pasaron de 30 millones en 1990 a 84 millones en 2010. A nivel país los kilómetros/vehículo recorridos pasaron de 106 en 1990 a 339 en 2010.

Usar el auto cuesta. ITDP y CTS-Embarq Mexico han aportado la siguiente información agregada a nivel nacional sobre los costos de usar el auto:

  • por pérdidas de tiempo, 200 mmdp anuales;

  • muertes asociadas a la mala calidad del aire, 14,700 en 2008;

  • muertes y heridos por accidentes de tránsito, 24 mil y 40 mil, respectivamente;

  • generación de gases de efecto invernadero causantes del fenómeno de cambio climático, 18%.De acuerdo con el estudio Transformando la movilidad urbana en México, en la metrópoli del Valle de México los accidentes, la congestión, la contaminación local, el ruido y los gases de efecto invernadero, por el uso del automóvil, arrojaron un costo de 121 mil 930 mdp anuales, 4.6 por ciento de su producto interno bruto.

  • La congestión vehicular tiene un costo de 82,163 mdp;

  • La contaminación, $14,396 mdp;

  • Los incidentes viales,  $10,332 mdp;

  • La generación de ruido, $8,320 mdp, y

  • La emisión de gases de efecto invernadero, $6,718 mdp.

  • El congestionamiento vial en el Distrito Federal equivale cada año a unos $33 mmdp (alrededor de $2,450 millones de dólares), estima el Centro de Transporte Sustentable.

    Reducir el uso del auto sí es posible pero se requiere trabajar en mejorar la infraestructura peatonal; impulsar el uso de la bicicleta en viajes cortos, de hasta 5 kilómetros; establecer un Sistema de Transporte Publico de alta calidad, eficacia y cobertura total, que planee y coordine los servicios de todos los medios de transporte, que organice las conexiones entre modos de transporte; establecer tarifas de servicio que reflejen el costo real del servicio que pueden compensarse permitiendo las transferencias intermodales sin costo y otrogando subsidios personales focalizados acordes con los diferentes segmentos socioeconómicos que lo usanEsto es posible si se internalizan los costos de usar el auto: 

    • Se elimina el subsidio a la gasolina y se etiqueta una parte de los ingresos por venta de combustibles a la mejora del transporte público urbano; 

    • Se establece un impuesto de $1x Lt, a la venta de combustibles etiquetados a financiar los Sistemas de Transporte Publico, de la poblacion donde se generan; 

    • Selimina la obligacion de ofrecer estacionamiento gratuito, 

    • Se cobra el estacionamiento en calle en toda la ciudad, aplicando 1/3 de los ingresos al transporte publico, 1/3 a mejoras al espacio publico y 1/3 al operador del servicio y 

    • Se liberan las tarifas a los estacionamientos cerrados

    • Se establece un impuesto anual por cada espacio de estacionamiento para autos en edificios y comercios, etiquetados al Transporte Publico 

    • Se cobra por el uso de infraestructura fisica vial, 

    • Se establece el pago de un derecho o tarifa por emisión de gases contaminantes, 

     version modificada y ampliada del articulo aparecido en Ciudadanos en Red @Ciudadanosenred

Acerca de salvolomas

Asociación vecinal, formada con objeto de preservar la colonia habitacional unifamiliar preponderantemente, con calles de trafico calmado, seguras para la bici, parques, banquetas adecuadas para ir caminando a centros de barrio con comercios y servicios y oficinas solo en áreas designadas.
Esta entrada fue publicada en Automóvil, Economia, Politicas Publicas, Transporte y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s