¿Por qué el Transporte Publico no puede ser gratis? 

Origen: Why Can’t Public Transit Be Free? – The Atlantic

El primer experimento urbano en transporte público gratuito se llevó a cabo en Roma a principios de 1970’s. La ciudad, plagada de insoportable congestión del tráfico, intento hacer sus autobuses públicos gratis.

Al principio, muchos pasajeros estaban confundidos: “Tiene que haber un truco”, dijo un carpintero romano de 62 años de edad, al The New York Times , al abordar un autobús. Luego los pasajeros se tornaron irritables. Una “pasajera mujer ” predijo que “enjambres de chicos y personas diversas viajarán todo el día sólo porque no cuesta nada”.

Los romanos no pudieron molestarse en deshacerse de sus coches – los autobuses iban sólo medio llenos durante la hora pico del mediodía, “cuando cientos de miles batallan su camino a casa por un plato de espagueti”. Seis meses después del fallido, y costoso experimento, una Roma con problemas de liquidez restableció su sistema de tarifas

Tres experimentos similares se dieron en EUA, -Denver, Colorado y Trenton, New Jersey, a finales de los 70’s, y Austin, Texas por ahi de 1990- tambien resultaron infructuosos y moldearon la manera como veian la cuestion del transporte publico gratuito los encargados de fijar politicas

Los tres fueron intentos de coaccionar a los viajeros fuera de sus autos y en las plataformas del subterraneo y buses

Los tres eran intentos de convencer a los conductores a dejar sus coches y subirse a los andenes del metro y autobuses. Aunque tuvieron éxito en aumentar el número de usuarios, los nuevos pasajeros que trajeron eran gente que ya iban caminando o en bicicleta al trabajo. Por esa razón, se les vio como fracasos.

Un reporte de 2002 publicado por el Centro Nacional para la Investigación del Transporte indicó que la ausencia de tarifas atrajo hordas de gente joven, que trajeron con ellos una cultura de vandalismo, grafiti y mal comportamiento – todo lo cual necesitaba costoso mantenimiento. El atractivo de “gratis”, implica el informe, atrajo a la multitud “equivocada” – la multitud “correcta”, siendo personas más ricas con coche, son por supuesto insensibles a cambios de precios.

HT: http://m.theatlantic.com/business/archive/2015/01/why-cant-public-transit-be-free/384929/

Acerca de salvolomas

Asociación vecinal, formada con objeto de preservar la colonia habitacional unifamiliar preponderantemente, con calles de trafico calmado, seguras para la bici, parques, banquetas adecuadas para ir caminando a centros de barrio con comercios y servicios y oficinas solo en áreas designadas.
Esta entrada fue publicada en Economia, Politicas Publicas, TransportePublico y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s